A veces, planificar las tareas diarias en el trabajo es más difícil de lo que pensamos. La planificación diaria, la agenda, el teléfono móvil, el correo electrónico… son muchas cosas a tener en cuenta, pero siempre trabajamos con un único objetivo: Empezar y terminar las tareas cuando llega la hora de salir.

Sin embargo, muchas veces nos marchamos a casa sin acabar lo que empezamos. Por eso, queremos darte algunos consejos de como repartir bien las tareas, ayudados de un par de herramientas útiles.

  1. La única tarea que vale como buena es la que se termina al 100%. Se debe poner más empeño en terminar que en empezar.
  2. Las primeras horas del día son las más productivas, hay que sacarles más partido.
  3. Las tareas más manuales y de más baja concentración las dejamos para los momentos de más relajación y cuando nos acerquemos más al fin de la jornada.
  4. No hay que mezclar tareas, cuando terminemos una, pasamos a la siguiente. Nunca dejaremos tareas a medias si podemos.
  5. Debemos plantearnos un objetivo para cada tarea, para qué es y que exige de cada una de las personas que lo llevan a cabo.
  6. Debemos trabajar en un ambiente relajado y sin interrupciones. Espacios ordenados, iluminados y en un ambiente normal.
  7. Si trabajas en casa, es muy fácil distraerse de las tareas, mezclándolas con las tareas del hogar. Acude a una biblioteca o trabaja en un Coworking.

En Coworking Santa Eulalia te ofrecemos todas las facilidades para llevar a cabo tus areas de la mejor forma posible. Espacios amplios, iluminados y sin ruidos. Tenemos muchos planes para ti. Échales un vistazo a nuestras tarifas y ven a conocernos.

 

0 comentario(s)